El aria

Les presento para el primer post de la semana este monólogo hiperbreve, cuya realización me originó mucho borrar, quitar, rehacer y renovar hasta quedar como ustedes lo van a leer ¿La razón de ello? La trama y la manera de desarrollarla a fin de no dejar lugar a confusión o interpretación inadecuada. La idea que lo originó me gustó mucho cuando la tuve y no quise que mi torpeza de dramaturgo la estropeara. Significó un reto de autor el poder escribirlo. Como siempre en los textos dramáticos, es la puesta en escena la clave para completar todo el efecto y dejar claros historia y estructura. Es evidente que juego con la primera impresión que da la pieza en quien la lee o ve representada; pero no digo más para no desvelarles el quid de esto. Ustedes dirán si lo he logrado.

El aria

Monólogo dramático

(La escena empieza a oscuras. Al comenzar la acción, se enciende un haz de luz en la parte central para iluminar a una mujer joven que está de pie, detrás de un hombre viejo. Éste aparece cabizbajo y recargado sobre lo que aparenta ser una mesa de madera, de la cual sólo se aprecia parte de su cubierta. La vestimenta de ambos es sencilla, pero muy pulcra.)

MUJER.- (Posa su mano izquierda sobre el hombro derecho del hombre.) Cálmate, no te pongas así. Ambos sabíamos que algún día tendría que pasar. (El hombre solloza, a ratos, en silencio.) No te angusties tanto. ¡Qué más hubiéramos querido!, sin embargo, es ley de vida y en todo comienzo siempre está pendiente el final. Sólo recuerda que fuimos felices, que hubo un profundo amor, que aprendimos a respetarnos y que logramos ganar esa comunión que muy pocos consiguen. (Silencio.) Supimos querernos por nuestros defectos y a pesar de nuestras virtudes… (Ríe con nostalgia.) ¿Recuerdas cómo solía llamarte “defectos” y tú a mí, “virtudes”? (Silencio.) Aférrate a eso, a los pequeños detalles que hicieron nuestro vivir cotidiano y que no en pocas ocasiones nos calentaron el corazón y nos grabaron el recuerdo. Agradece lo que sufrimos juntos, lo que nos enojamos, lo que nos dijimos con acritud y los silencios y distancias que de repente permitimos que entraran en nuestras vidas. ¿Sabes por qué? ¡Claro que lo sabes! De otra manera, no hubiéramos andado este sendero de tantísimos años….. Ríete de las tonterías que te dije, sonríe con las bromas que me hacías y nunca olvides la profunda intensidad de nuestras palabras cuando nos mirábamos a los ojos. (Le acaricia la cabeza con ternura.) Retén el aroma de mi piel en la tuya y descansa en la dulce memoria de que supimos hacer con nuestros cuerpos un solo espíritu. (El hombre se cubre el rostro con las manos y llora con mucho dolor.) Desahógate, pero no reniegues de la suerte, porque ella nada tiene que ver. Yo me voy satisfecha y con el sosiego de habernos cumplido. Esto no era para siempre y, al final, soy yo la que parte. Deja que fluya el tiempo y no olvides, que no me voy del todo, pues mi esencia fue tuya y una parte de ella se queda en ti. (Lo besa en la cabeza y se empieza a retirar de él.) Gracias, amor, gracias por compartirte conmigo, gracias por dejarme ser en ti, gracias por la maravilla de existir… (Una luz incandescente la cubre para desaparecer de la vista del público y salir de escena. Fuera de ésta, dice sus últimas palabras.) ¡Te amo! (El hombre deja de llorar poco a poco y vuelve a sollozar en silencio, mientras el foro se ilumina por completo, revelando que está sentado ante un féretro de madera.)

México, D. F., a 5 de octubre de 2010.

D.R. © Ernesto Cisneros Rivera. 2017

Anuncios

10 comentarios

  1. Mira si por esta zona por la que vivo hace calor, que podemos hasta freir un huevo en la acera, pues después de leer tu maravillosa entrada tengo frío, sinceramente me ha impresionado y todo lo que en ella reflejas se ha quedado en mi alma. Hermoso y triste… Gracias por escribir tan profundo, amigo y compañero Ernesto. Besos a tu corazón.

    Le gusta a 1 persona

    • Gracias, Julie querida. Es un monólogo donde precisamente juego con el contenido para dar el apretón con el final y hacer que quien lo lea o vea cambie la primera interpretación que es posible haya hecho.

      Abrazobesos con cariño, amiga y enorme trovadora.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s